Elecnor se adjudica la concesión de una línea de transmisión en Chile en la que invertirá 153 millones de euros
La compañía española refuerza su presencia en el mercado concesional chileno de infraestructuras eléctricas. El proyecto supone la construcción de una nueva línea entre las subestaciones de Charrúa y Ancoa, con una longitud aproximada de 196,5 km
9 de octubre de 2012

Madrid, 9 de octubre de 2012.- Elecnor ha resultado ganadora del concurso para el desarrollo de la línea de transmisión Charrúa-Ancoa en Chile, promovido por el organismo oficial chileno Centro de Despacho Económico de Carga del Sistema Interconectado Central (CDEC-SIC). 

El proyecto supone la construcción, operación y mantenimiento en régimen de propiedad de la instalación. La inversión total asciende a unos 200 millones de dólares (equivalentes a 153,1 millones de euros), a financiar mediante la aportación de capital propio y deuda a largo plazo sin recurso.

El proyecto consiste en la construcción de una nueva línea en 500 kV entre la subestación Charrúa y la subestación Ancoa, de una longitud aproximada de 196,5 km, en estructuras para doble circuito, considerando en una primera fase el tendido de sólo un circuito, con una capacidad de 1.400 MVA. El proyecto incluye los paños de línea en ambos extremos de la línea. Su puesta en marcha está prevista en el plazo de 60 meses.

Esta nueva línea se inscribe en el actual despliegue del sistema de transmisión chileno, en el que Elecnor ya era uno de sus más activos participantes, a raíz de la adjudicación a la compañía española, en 2009, de la línea de transmisión Ancoa – Alto Jahuel, de 258 kilómetros de longitud.

Con este nuevo proyecto, Elecnor refuerza no sólo su posición en el mercado concesional chileno de infraestructuras eléctricas, sino también su proyección global en aquel país, en el que está presente desde los primeros años 80 y donde cuenta con una filial propia creada en 1994. Entre los hitos de estos 30 años de trayectoria en Chile figuran la construcción de una central hidroeléctrica, denominada Duqueco, y numerosas concesiones de alumbrado público. 

Asimismo, esta inversión contribuye a reforzar el crecimiento general de Elecnor en el mercado concesional latinoamericano, donde antes de la adjudicación de la línea Charrúa-Ancoa ya contaba con 12 concesiones de transmisión eléctrica y con 428 MW de generación en el sector de las energías renovables, 274 de los cuales ya están en operación y los restantes 154 en distintas fases de construcción y desarrollo. En este mismo ámbito concesional se inscribe un contrato de transporte de gas natural en México que implica la construcción del primer gasoducto que Elecnor desarrolla en aquel país, denominado de Morelos.